Laboratorio de Láseres

En el Laboratorio de Láseres del Centro de Física Aplicada y Tecnología Avanzada de la UNAM se realizan experimentos de estabilidad de láseres sintonizables pulsados, en particular de la familia titanio-zafiro que pueden
sintonizarse de 700 a 900 nm, y con duración mínima de pulso de 1 fs. Además de LiSAF (cristal de LiSrAlF contaminado con Cromo) que puede sintonizarse de 750 a 950 nm con duración mínima de 10 fs.

Una aportación importante del Laboratorio ha sido la obtención de un láser de LiSAF con pulsos estables de 40 fs para mediciones del índice de refracción no lineal de materiales, logrando una autodispersión en fibra estructurada del fundamental (850 nm) hasta el color amarillo 600 nm. Para extender la longitud de onda una octava, se requiere de más potencia y se está trabajando en lograrla.

En el Laboratorio también se puede obtener y caracterizar materiales por métodos electroquímicos. Se ha estudiado principalmente el óxido de titanio, material nanoestructurado, y la obtención de metales por diversos métodos: electroless, substitución y electrodepósito. Por medio de curvas de espectroscopía de impedancias y cíclicas de voltaje.

A futuro se pretende entender el mecanismo de crecimiento, para emplear su comportamiento como elemento no lineal en experimentos de dinámica no lineal, mediante la caracterización de interfaces metal-electrolito y el análisis de manera sistemática de la oxidación de metales válvula (interfaces altamente no lineales).